Informe Primera Jornada Nacional de la Dirigencia Institucional

El 16 de julio de 2011 se llevó a cabo en Santiago del Estero, la 1º Jornada Nacional para la Dirigencia – FACPCE, organizada por el Consejo Profesional de Ciencias Económicas de Santiago del Estero, donde participaron miembros de los Consejos Provinciales de distintas provincias del país, quienes fueron recibidos por autoridades de FACPCE y del Consejo Profesional organizador.

Por el Consejo Profesional de la Provincia del Neuquén concurrieron las contadoras Verónica Agostino, Marianela Cazorla y el contador Joaquín Soto.

La Jornada, que se desarrolló en el predio que posee el Consejo Profesional de Santiago del Estero, consistió de dos charlas por la mañana a cargo de autoridades y de actividades dinámicas por la tarde.

La primera de las disertaciones estuvo a cargo del Presidente de FACPCE, Dr. Jorge Paganetti quien se explayó sobre la “Profesión Organizada”, la responsabilidad de los jóvenes como futuros dirigentes y los beneficios de ejercer una profesión bien constituida.

Seguidamente expuso el Dr. Sebastián Riquelme sobre “La ética en la dirigencia de organizaciones profesionales”. El contador, que preside el CPCE de San Juan, recorrió su trayectoria como dirigente hasta acceder a su actual cargo. Su ponencia estuvo marcada por el hecho de ser uno de los jóvenes dirigentes del país que conduce los destinos del Consejo Profesional de su provincia.

Por la tarde, la Jornada continuó con dinámicas prácticas al aire libre y en espacios cerrados que estuvieron a cargo de PROACTIVA, una consultora de Gestión y Recursos Humanos, que preparó actividades para asistentes y cuyos temas fueron el Liderazgo, la Comunicación, el Trabajo en Equipo y la Motivación. Las actividades brindaron espacio para la discusión y reflexión por grupos y, luego, para las conclusiones generales de cada tema.

Por último y antes del cierre, hubo lugar para un debate entre un panel de dirigentes y los jóvenes profesionales participantes. El tema elegido fue la relación que existe entre los Consejos Directivos y las Comisiones de Jóvenes de los Consejos de todo el país. La idea fue contestar algunos interrogantes comunes a unos y otros, y arribar a conclusiones para mejorar la comunicación y relación entre sí.

La Comisión de Jóvenes respondió a dichos interrogantes que a continuación se detallan:

1. ¿Qué expectativas tiene el Joven Profesional de sus Comisiones Directivas?
Como jóvenes profesionales esperamos respaldo y acompañamiento a la hora de plantear propuestas y actividades a realizarse, es decir, que se otorgue a la comisión el espacio que merece. Buscamos ser escuchados y crear dialogo fluido que posibilite una transmisión de experiencias que nos permita crecer y mejorar día a día.
Creemos que la comisión de jóvenes no debe ser una isla dentro del consejo, sino una herramienta para llevar a cabo acciones concretas y estrechar vínculos entre los matriculados. Las comisiones directivas deben motivar a las comisiones de jóvenes para que estos se involucren y participen más de la institución.

2. ¿Los Jóvenes Profesionales se sienten comprometidos con la dirigencia institucional? ¿Como entienden este compromiso? ¿Este compromiso esta vinculado con el financiamiento de sus actividades?
Consideramos que no son muchos los jóvenes que se comprometen a participar activamente de la comisión, especialmente, si se analiza la cantidad de jóvenes matriculados en contraposición con los que integran las comisiones. Sin embargo, quienes se comprometen lo hacen con conciencia. Cuando el ambiente es propicio, y cada uno puede expresar sus ideas, proponer, debatir y llegar a un consenso, sin egoísmos ni soberbia, el compromiso y las ganas de participar se acrecientan. Este sentimiento se incrementa cuando se valora el aporte de cada uno de los miembros de la comisión. En cuanto al financiamiento, este está asociado muchas veces con la valoración que la comisión directiva le asigne al equipo de trabajo. Muchas veces la asignación de presupuesto para cubrir las necesidades de la comisión en cuanto a participación institucional a nivel zonal y nacional, es el disparador de apoyo para continuar motivando la participación activa en las mismas.

3. ¿Esta bien considerado pretender ser presidente de la comisión de Jóvenes?
Ser presidente de la comisión no debería someterse a consideración si es que se busca, mediante este puesto de dirigencia, contribuir a la formación y coordinación de un equipo de trabajo. El presidente es sólo la cabeza de un cuerpo que debe funcionar integrada y coordinadamente, buscando el cumplimiento de objetivos conocidos por todos. Lo importante es que quién pretenda ocupar este tipo de cargos tenga las cualidades morales y éticas para generar un liderazgo natural y no actúe con autoritarismo. Se debe primero aprender de otros referentes, capacitarse, saber escuchar, mediar y consensuar, para luego ganarse este puesto de dirigencia.

4. ¿Qué acciones concretas sugieren para mejorar la comunicación entre Comisiones Directivas y los Jóvenes Profesionales?
– Mostrar el trabajo realizado por los jóvenes, por medio de informes que se eleven a la comisión directiva periódicamente, obteniendo la correspondiente devolución que genere un ida y vuelta contructivo.
– Invitando a los miembros de la comisión directiva a participar de alguna de las reuniones para que conozcan el funcionamiento y dinámica de las mismas.
– Solicitar un espacio de reunión periódica con el fin de afianzar vínculos interpersonales, imposibles de lograr utilizándose sólo la vía escrita de comunicación.
– Que en las reuniones directivas se de participación a los jóvenes.

Galería de fotografías